Fred Astaire: genio de la danza

Desde 1933 hasta 1981 (casi cincuenta años) estuvo bailando para nosotros en la gran pantalla este bailarín de largas piernas. Debutó en los teatros neoyorkinos con tan sólo 11 años junto a su hermana. Al casarse ésta, buscó nueva pareja musical, la que sería su mejor compañera de baile: Ginger Rogers (Ritmo loco, Sombrero de copa, La alegre divorciada…).

Rodó una media de una película por año entre la década de los treinta y 1970, pero en esos últimos años tampoco bajó en exceso su producción, filmando hasta nueve películas en total.

De sus películas en la década de los treinta destaca Sombrero de Copa (1935) y tras la guerra llegarán Bodas Reales, Melodías de Broadway (o The band wagon, ya que las otras Melodías de Broadway son anteriores) y una Cara con ángel.

 

 

 

Compartió pantalla con actrices de gran talla y conocido renombre. Alginas de ellas destacadas en el género musical, como Debbie Reynolds, la protagonista de Cantando bajo la lluvia y otras menos habituales como Rita Haywoth en Bailando nace el amor (1942), que también apareció junto a Genne Kelly en Las modelos y realizó su más famosa escena en Gilda.


 

Judy Garland la niña prodigio del musical a mediados de siglo, protagonista de El Mago de Oz y madre de Liza Minelli, coprotagonizó con Fred Astaire la película Desfile de Pascua.

Audrey Hepburn, famosa por Desayuno con diamantes y Vacaciones en Roma compartió cartel con Fred en Una Cara con ángel y Encuentro en París.

Cyd Charise fue la actriz secundaria de Cantando bajo la lluvia y gran bailarina de la época – por talento y por talla-. En La bella Moscú y The band wagon baila junto a Fred Astaire compitiendo con él en altura. Se decía de ella que tenía las mejores piernas de Holliwood.

Algunos de los actores con los que coincidió en el reparto fueron Jack Buckanan, Oscar Levant, Toni Curtis, Jack Lemmon, paul Newman y Steve McQueen. Con Gene Kelly sólo compartió la película Ziegfeld Follies en 1946. A pesar de ello sus estilos siempre fueron comparados y el brillo de Kelly quedaba de manera injusta, ensombrecido por el talento de Astaire. Sien embargo, cabe destacar que eran dos talentos bien distintos. La característica principal de Fred Astaire era su elegancia y armonía, mientras que Genne Kelly destacaba por su fuerza y sus acrobacias.

Aquí hay un video en el que aparecen ambos. Atentos a la conversación del principio, que aunque está en inglés se entiende bastante bien, y es muy graciosa.

Recibió un Oscar honorífico en 1949, que le entregó su compañera Ginger y fue nominado como mejor actor secundario por su interpretación en el drama El Coloso en llamas en 1974. Por cierto si metéis en youtube Fred Astaire enamorado os aparecerá un video en el que baila por las paredes y… ¡el techo! Es real, lo prometo. Un reto: a ver quién adivina como se hizo.

Anuncios

13 pensamientos en “Fred Astaire: genio de la danza

  1. Si Fred Astaire tenía tan mal genio y solía montar sus coreografías, habría que ver el rodaje de estos dos. Fijo que dándose de hostias.

    Astaire baila mejor y es más teatrero pero Genne Kelly queda mejor de galán, la verdad, además no es tan desproporcionado. Fred Astaire parece el Sr. Burns metido a bailarín, jeje.

    La primera imagen mola. La de Audrey caca.

    PD: FUCKIN’ YANKEES… ¿porqué tienen que llevar esos sombreritos blancos a lo “feria de domingo”? ¡Porqué!

  2. Me encanta Fred Astaire, me encanta ver musicales en teatro y en cine y me encanta bailar!!!!!!!!todos deberíais animaros a bailar, es la mejor terapia del mundooooo!!!!!!!!y además haces ejercicio físico y amigos…suuuper recomendado

  3. Basterrak: estoy contigo en que Gene es más guapote y más fortote, rebosa energía en cada movimiento; mientras que Fred (mi amigo Fred 🙂 ) es más elegante y estilizado. Audrey no es caca. Son caca los que la utilizan como imagen de un movimiento sin haber visto ni siquiera una de sus películas.

    Juan: sabes que te sobra talento!!! Yo he visto esos pies tuyos en acción y no tienen desperdicio. Sólo comparables con los de Carlos, en fin…

    Revototal: Me encantan también los musicales y bailar, es genial para sacar fuera los malos humos. He de decirte que te has equivocado al pensar que ese método es lo más sencillo. Sería fácil en la actualidad, con las tecnologías de las que disponemos pero no hace medio siglo. Te respondería, pero sino me quedaría sin adivinanza. Dejo un par de días para que reflexiois sobre este punto, y luego contesto y actualizo.

    Ciao tutti!!!

  4. Yo lo sé, pero vamos, ese método lo tuvieorn que inventar los vascos, porque es un poco bestiajo… jur jur.

    Ahivalahostiaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaa!

    PD: lo sé porque me puse a navegar para averiguarlo, no me dio el chivatazo, q conste.

  5. Bueno, chicos, la respuesta correcta es esta:

    Construyeron un gran cilindro que contenía la habitación en la que se filmaba la escena y la hacían girar mientras que el señor Astaire bailaba sin inmutarse dentro de ella. Él siempre estaba en el suelo, pero éste no era nunca el mismo. Una cámara fija que coía el plano de las paredes hacía el resto.

    Cuando no existe la tecnología hay que agudizar el ingenio y, en este caso, también el talento.

  6. Pingback: Gene Kelly: un talento completo « La Potnia

  7. Bailando? el mejor.
    Impecable, sin exagerar hasta hoy no vi a nadie que me guste mas bailando zapateo americano, el único, Fred el Mago de la Danza, sin mas que todo puesto al servicio del Amor al Movimiento.
    Gracias Fred por nacer y yo poder ser testigo de tu talento.
    Edith

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s